En el día de madres. rendimos homenaje a todas las mujeres increíbles del mundo, descubridoras, científicas, creadoras del orden, buscadoras de tesoros perdidos en desastrosas habitaciones…

Existen varios especímenes de madres, incluso algunas aún sin descubrir y catalogar. Creo que yo soy uno de esos especímenes.

Las pegajosas: esas madres que se comen a besos, sí literal, a sus hijos. Que ocupan su lado del sofá para estar bien juntitos. Que les limpian con saliva esa pequeña mancha en la mejilla y son incapaces de salir del cole hasta que cierran las puertas.

Las pesadas: esas madres que insisten una y mil veces, si han cogido ropa de abrigo, si llevan el bocadillo o han bebido el zumo porque se van las vitaminas. Esas que llaman a los padres de tus amigos para ver si estas bien, si vas a cenar allí…

Las protectoras: esas madres que le tienen miedo a todo. Que no se caigan del columpio, que el parque no sea de arena por si resbala y se hace pupa en las rodillas. Que no se constipen, que no vayan solos a ninguna parte…

Las wifis: esas madres que pase lo que pase son capaces de controlar a sus hijos, aunque no se separen del móvil u ordenador. Esas que responden “si, si” y cuando se dan cuenta que la respuesta es no “cariño sí, quiere decir no”…

Las hippies: esas madres que opinan que sus hijos deben experimentarlo todo. Que cogen el chupete de la acera donde ha hecho pipí un perrito? , no pasa nada, tienen que inmunizarse…

Las modernas: esas madres que, aunque el niño vaya incomodo, la ropa debe ser super moderna. Que sus hijos tienen la última tecnología de maquinitas en casa y están super puestas al día…

Las Blogger: esas madres que pase lo que pase, aunque se caiga el mundo, la foto de sus hijos perfecta e impecable debe ser lo primero, y ojo usan los productos mas top y los regalos son bien recibidos…

Las Pinterest: esas madres que tienen sus casas impolutas, hijos perfectamente vestidos, van incluso a conjunto con ellos y eh! Cocinan como autenticas chefs y no hay ni un solo plato sucio o mancha en la cocina…

Pero al fin y al cabo todas son madres, sin ellas no existirían los futuros artistas, astronautas, bomberos, científicos, escritores… y es que por encima de todo dan amor y que es la vida sin amor?, pues yo tengo la respuesta, una vida sin mamá.

Autor Luz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *